Maduro exige a Brasil la entrega de cinco soldados venezolanos sospechosos de asaltar una base

La reciente entrada en Brasil de cinco soldados venezolanos sospechosos de un ataque contra una base militar, el pasado día 22 en el sur de su país, ha renovado las tensiones bilaterales. Son cientos los uniformados que han abandonado sus unidades para cruzar a los países vecinos, sobre todo a Colombia, durante los últimos meses en respuesta a un llamamiento de Juan Guaidó, reconocido por más de 50 países como presidente de Venezuela. Esta vez la repercusión es distinta ya que Nicolás Maduro les ha vinculado directamente con el asalto a un puesto avanzado en el sur del país en el que murió un uniformado y fueron sustraídos fusiles y lanzacohetes, la mayoría de los cuales ya han sido recuperados, según él.Seguir leyendo.