Julián Castro: “En algún momento, los demócratas nos hemos olvidado de defender a los pobres”

El pasado martes, un pequeño grupo de personas se concentraba frente a la sede central de la Policía de Los Ángeles para protestar por la violencia policial. Eran el grupo local de Black Lives Matter, el movimiento contra la brutalidad policial que se ceba con los jóvenes negros en Estados Unidos. Les acompañaba en solidaridad Julián Castro, candidato a presidente de Estados Unidos en las primarias demócratas. Castro escuchó con respeto a la familia de Grechario Mack, un hombre negro de 30 años que murió a tiros de la policía el año pasado. Cuando tomó la palabra, pidió que sean despedidos los policías que mataron a Mack y prometió fijar unos estándares nacionales sobre el uso de la fuerza si llega a presidente.Seguir leyendo.