Alberto Fernández cambia de postura sobre Nisman y pone en duda su asesinato

A mitad de 2018, la Justicia argentina dictaminó que Alberto Nisman fue asesinado. La Cámara Federal de Buenos Aires, un tribunal de segunda instancia, consideró probado que al fiscal lo mataron de un tiro en la cabeza en el baño de su casa el 18 de enero de 2015. Vinculó el crimen a su trabajo al frente de la investigación del atentado contra la mutual judía AMIA que causó 85 muertos en 1994 y a la denuncia por presunto encubrimiento contra la entonces mandataria Cristina Fernández de Kirchner, pero no halló sospechosos. Parte de la sociedad argentina desconfió de ese fallo, a los que ahora se suma el presidente del país, Alberto Fernández. «Las pruebas acumuladas no dan lugar a pensar en que hubo un asesinato», dijo Fernández el miércoles al diario Clarín.Seguir leyendo.

CategoríasSin categoría